Letras

CARPE DIEM. Por Enmanuel

By 11:11

CARPE DIEM

El tiempo se detuvo
en el preciso instante del beso.
¿Acaso dos labios que se juntan,
no son otra cosa
que el comienzo del conjuro?
(la justa antesala a una «pequeña muerte»).

El futuro se pospuso
y un avasallante presente
le dió la razón a Horacio:

«Carpe Diem».

Entonces ya no hubo excusas.
Dos cuerpos rodaron sobre si mismos
haciendo incienso con sudores.

¡Bendito sea
el Dios Altísimo!

Enmanuel

LLÉVAME EN UN BESO. Paté de Foi y Lila Downs

3 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.